gula

¿ALGUIEN TIENE PAJOLERA IDEA DE CÓMO CAMBIAMOS ESTO?

Pues yo tampoco señores. Ni soberana. O si me lo permiten y en castellano cañí…Ni puta idea.

Pero reflexionaba hoy en un debate a varias bandas un compañero de Universidad sobre el tema y me ha hecho pensar. El capullo. Y cuando pienso me enciendo. Y cuando me enciendo vuelvo a creer que Ernesto Guevara no era un loco, y que Chanquete verdaderamente no palmó, y que el aeropuerto de Castellón está petado de aviones y pasajeros. Que se me va la olla, vamos…

Ese compi hablaba de que la especie humana, o sea nosotros, o sea esta plaga-calaña que exprime el planeta Tierra, basa su evolución y supervivencia y la de las sociedades en dos parámetros. Dos necesidades a cubrir. 1: NECESIDAD MATERIAL. De ahí la necesidad de comodidades (que se traducen en avances tecnológicos, varios, viajar en coches que vuelen, casas más grandes, más comida, más ropa, más lujo…) Y en esta impera el DIOS DINERO que todo lo

Nuevos dioses…

abarca y pudre.
2- NECESIDAD ESPIRITUAL. Paz interior, plenitud, realización, satisfacción…Y que antes (dice él) estaba
muy ligado a las religiones. A las creencias en algo superior no material. Ahora está necesidad está en cambio ligada, sustituyendo a Dioses intangibles a otra deidad pero material. Y volvemos de nuevo al DIOS DINERO. Pero incluso cuando la NECESIDAD ESPIRITUAL era cubierta por la religión ya nos alertaban por esos lares que el ser humano, calzaba impepinablemente en sus genes 7 lacras. 7 vicios. 7 putadas. 7 diablos: AVARICIA, SOBERBIA, ENVIDIA, IRA, GULA, PEREZA Y LUJURIA.

Y concluía mi compi que el DIOS DINERO sumado a los 7 vicios innatos del hombre (que lo corrompen indefectiblemente en algún momento de su vida) eran los causantes de cómo está montado todo este circo de mundo que la gran mayoría queremos cambiar pero no que ni sabemos por dónde empezar ni cómo hacerlo. Incluso aunque los poderes fácticos nos dejaran carta blanca para hacerlo (que no nos dejarían, evidentemente)

Y aquí es donde empiezo yo a pensar en voz alta y a darles mi pedacito de carnaza al debate. Y escribo:

“Lujuria, gula y pereza las dejo aparte como más asociados a los instintos básicos animales (menos responsables directos de nada de cómo está montado este tinglado llamado mundo-sociedad-sistema…)

¿Cómo luchar contra la AVARICIA, LA SOBERBIA, LA ENVIDIA Y LA IRA que

Hasta extinguirnos

dominan el mundo? Rompiendo esa esclavitud del DIOS DINERO. Que para mayor INRI, ni siquiera, (además y analizándolo en profundidad) nos aporta felicidad espiritual , ni paz interior, ni satisfacción, ni plenitud, ni realización, ni nada que se le parezca (aunque nos hayan querido vender la moto de que sí) No soy gilipollas ni un idealista carente de sentido pragmático: el dinero hoy en día nos sirve para sobrevivir pero, sí que creo tener una pequeña pista de por dónde intentar canalizar el futuro de un mundo que (eso sí) no lograremos cambiar ni en una generación ni en dos…Pero que quiero pensar que tenemos una oportunidad de hacerlo y que la batalla no está perdida…

DECRECIMIENTO + ANTICAPITALISMO.

Unos días soy optimista y pienso que eso solo se logrará con EDUCACIÓN-EDUCACIÓN Y EDUCACIÓN. De nuestros hijos y nietos. Porque a los adultos solo nos queda la opción de DESAPRENDER.

Otros días soy realista y pienso que haría falta una catástrofe nuclear y extinguirnos por completo como especie para lograr REINICIAR SISTEMA…Y quiera Dios que si uno sobrevive (o más bien dos, porque un Adán sin una Eva lo llevaría jodido) fuera recordando nítidamente (aunque fuera por impronta genética heredada del pasado de la especie), cuál fueron las causas que nos llevaron a la destrucción total…

Hoy me he levantado optimista. Será por la primavera que llega hoy. Y estoy más en mi versión uno. Y como solo tengo una vida y unos años limitados para aportar lo que pueda en esta existencia relativa,leve y efímera. Así que, vive Dios, que así lo haré. Creeré que se puede. Y será en política, en movilizaciones sociales, cambiando mi entorno cercano, o simplemente escribiendo aquí y escuchando y leyendo y aprendiendo unos de otros, pero lucharé. Y esa será la humilde y escasa semilla que deje a quien quiera asirla detrás. Pero esa será. ¿Y

¿Somos libres?

por qué? Porque existe otra cosa, también muy irracional que no sabemos muy bien por qué se resiste a abandonarnos o por qué a veces gobierna nuestros actos y nuestros espíritus o inflama otras veces de llamas nuestras entrañas…Otra cosa muy irracional sí. Pero muy poderosa…

Y se llama…

ESPERANZA…

Sin ella…Sin ella…Sí que estaremos perdidos. No tengo ni repajolera idea de cómo cambiar las cosas…Pero sí sé cómo no…Y es tirando la toalla…

Siento la chapa, amig@s. Échenlé la culpa al cabrón de mi compañero…Que me enciende…Y me pone pesao!!! 😉

Un abrazo a todxs y hasta próximas!!

César Fdez (A cuatro del final de mi etapa Udimera y de un viejo sueño…)

Categorias